Traductor

lunes, 20 de febrero de 2017

Esta voz que aún escucho quiso herirnos.
Llovió gris sobre el cielo de nuestro árbol.
Temporal de negras fauces que insensible
intentó de su seno arrancarlo

Tonta voz no sabías que mi Roble
se hace fuerte en las tormentas.
Lo sostiene este poder que alimentamos
a base de confianza, respeto y mutua entrega.
¡Te va a ser muy difícil derribarlo!

Cuando son los cimientos los que sufren
todo el Hogar está en alerta,
lo que sobra se vuelve el enemigo
lo que sobra, ¿entendiste?... lo que sobra.

Ahora solo cosecho lo que un día
nos juramos al unir nuestros caminos
no serán tus piedras las que logren
separar las aspas del molino
que unidas en un mismo fin giran
procurando esta fuerza que convertimos
a base de tanto amor y dedicación
en nuestro pan de cada día.

Mónica Gribaudi

No hay comentarios.:

Publicar un comentario